Hámster Chino: El Roedor Nacido de un Laboratorio

Índice de contenidos

El Hámster Chino es una especie de roedor perteneciente a la familia de los Cricétidos, originaria de las zonas desérticas del noreste de China y Mongolia. Aunque se domesticó por primera vez en 1919, como animal de laboratorio, desde entonces se ha convertido en una mascota popular, sustituyéndose a sí mismo por ser de cría más fácil de cuidar.

En este artículo, exploraremos la historia del Hámster Chino, su hábitat, sus necesidades dietéticas, sus posibles enfermedades y su significado en la cultura china.

Historia del Hámster Chino

El Hámster Chino apareció por primera vez en entornos de laboratorio a principios del siglo XX. Desde entonces, se ha convertido en una popular mascota doméstica, especialmente en Europa y Estados Unidos, donde se ha mantenido como animal de compañía.

El Hámster Chino es originario de los desiertos del noreste de China y Mongolia. Esta especie de roedor fue domesticada por primera vez en 1919, habiendo sido utilizada originalmente para experimentos de laboratorio. Sin embargo, poco después se les sustituyó por otras razas más fáciles de cuidar, y así comenzó la investigación para explorar su verdadero potencial como mascotas.

Hábitat del Hámster Chino

Los hámsteres son conocidos como criaturas nocturnas y, por lo tanto, suelen ser bastante activos durante la noche. Prefieren un espacio oscuro y tranquilo, con poco o ningún flujo de aire, ya que es cuando se sienten más cómodos.

Por lo tanto, cuando se tienen Hámsters como mascotas de interior, lo mejor es proporcionarles una jaula que no reciba la luz del sol directamente y que apenas se vea alterada por el aire. La jaula debe estar hecha de material no tóxico, ya que a los hámsteres les gusta masticar cosas cuando están estresados.

Además, la jaula debe estar bien ventilada y con suficiente espacio. Los hámsteres también necesitan hacer ejercicio, así que lo mejor es proporcionarles una rueda con la que puedan jugar, dentro de la jaula.

Dieta y nutrición de los Hámster Chino

Los Hámsteres necesitan una dieta equilibrada para mantenerse sanos y activos. Son omnívoros y necesitan una variedad de proteínas, hidratos de carbono, frutas, verduras, hortalizas y cereales.

También hay que darles potenciadores como antioxidantes, probióticos y vitaminas. También se les pueden dar golosinas, como trozos pequeños de fruta desecada, pero deben darse con moderación y no deben suponer más del 10% de la dieta total.

Condiciones de salud de los Hámster Chino

Los Hámster son propensos a algunas enfermedades, y es importante que los dueños de mascotas sean conscientes de cualquier signo de enfermedad en el animal.

Entre los problemas de salud que pueden sufrir los Hámster se encuentran la obesidad, la diabetes, las infecciones oculares y de oídos, problemas respiratorios, afecciones cutáneas, problemas dentales y alteraciones respiratorias. Además, son susceptibles a los parásitos internos, que pueden poner en peligro su vida si no se tratan.

Los propietarios deben llevar a sus hámsteres a revisiones de rutina para asegurarse de que gozan de buena salud. Si se sospecha alguna dolencia, los propietarios deben llevar a su mascota al veterinario para que la examine a fondo.

Significado en la cultura china

Los hámsteres suelen considerarse símbolos de fertilidad, y los chinos creen que traen buena suerte. Por ello, se tienen como mascotas en muchos hogares chinos, y se cree que protegen de las energías negativas y atraen las positivas a la casa.

En el folklore chino se dice que si un hámster se cuela en una casa, la familia experimentará buena fortuna. Además, en China se cree que ver un hámster en el camino de la vida atrae la buena suerte, y simboliza la humildad y la inocencia.

«El Hámster Chino es un roedor que ha sido domesticado desde principios del siglo XX y es una mascota popular en todo el mundo. Su hábitat natural se encuentra en las regiones desérticas del noreste de China y Mongolia.

Requieren una dieta equilibrada y sana, ejercicio regular y una jaula segura. Además, si parecen estar enfermos, hay que llevarlos siempre al veterinario para que los revise. Por último, en la cultura china también se cree que los hámsteres traen buena suerte, y por ello muchas personas los tienen como mascotas domésticas».

Deja un comentario

Compartir Artículo
Esta página web utiliza cookies   
Privacidad